5 condiciones asociadas al trastorno del espectro autista

El espectro autista puede traer consigo otras condiciones, que aunque no son propias de los niveles del espectro en sí, se asocian con el TEA ya que trastornos del desarrollo que pueden afectar habilidades sociales, motoras o de comunicación. Los médicos usan el término “comorbilidad”, cuando se diagnostica una o más condiciones que no están conectadas, en una sola persona. Entre esas condiciones se encuentran:

Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH)

Es un trastorno neurobiológico que afecta la atención fija de las personas, inclusive en las tareas más sencillas. Aparece comúnmente en la infancia, lo que dificulta la vida escolar del niño y su comportamiento en diversas situaciones. Sus impulsos e hiperactividad pueden llegar a ser peligrosos si no se tratan con terapia conductual y en algunos casos con medicamentos.

Ansiedad

Esta se desarrolla debido a todas las limitaciones que las personas con autismo presentan, especialmente a nivel social; las dificultades que presentan las reuniones sociales o hasta una simple conversación con personas cercanas llegan a ocasionar un cuadro de ansiedad que podría agudizarse con el pasar de los años y dependiendo del nivel cognitivo. La terapia constante y medicamentos son de ayuda para tratarla.

Bipolaridad

Esta condición se da cuando se presentan cambios bruscos en los estados de ánimo de los individuos; los distintos retos que presenta el TEA ocasionan propensión a la bipolaridad. Si hay episodios animados y con altos índices de felicidad, se les conoce como “episodios maníacos”; mientras que si cambian el nivel del estado de ánimo a uno más bajo y con poca actividad, son conocidos como “episodios depresivos”. Aunque pueden ser confundidos como episodios normales, ya que todos sufrimos de esos cambios, en las personas bipolares los episodios son más extremos y vienen acompañados de otros síntomas como falta de sueño, bajo niveles de energía e incapacidad para pensar con claridad. Si no se trata adecuadamente, las personas bipolares pueden llegar a ser peligrosas, tanto para sí mismas como para otros.

Dificultades del aprendizaje

Uno de los síntomas del autismo es cierto grado de discapacidad intelectual, pero esta puede variar igual que los niveles del TEA: leve, moderada o profunda. Aunque una gran parte de los niños diagnosticados con TEA presentan dificultades en distintas áreas como la lectura y las matemáticas, estas van a depender de las capacidades y necesidades individuales de cada individuo.

Trastorno obsesivo compulsivo (TOC)

Buena parte de las personas diagnosticadas con TEA sufren de TOC, especialmente en los niveles más profundos del autismo. Se caracteriza por pensamientos repetitivos, rituales y comportamientos recurrentes; estas personas necesitan una rutina muy fija y exigente, y no permiten variaciones. Pueden llegar a sufrir de cuadros de ansiedad si no cumplen sus “rituales” al pie de la letra.

Dispraxia

Un trastorno motor que impide la buena coordinación, lo que genera torpeza. Debido a que ciertos niños con TEA padecen de problemas motores, es común ver manifestaciones de dispraxia. Incluso las tareas más sencillas como sentarse o atarse los cordones de los zapatos pueden llegar a ser difíciles para este tipo de personas.

Problemas gastrointestinales

Aunque no se ha demostrado por completo que el autismo es causante de estos problemas, los médicos recomiendan que desde pequeños la dieta se modifique para prevenir daño en los intestinos. Los niños con TEA no deben comer alimentos con gluten, lácteos, colorantes, conservantes artificiales, ni azúcar refinada.

Como se puede observar los trastornos del espectro autista pueden venir acompañados de otras condiciones, que sólo generan más retos y dificultades en las vidas de personas en el espectro; pero al igual que cualquier otro trastorno, con el adecuado tratamiento pueden llegar a vivir tranquilamente. Ven a Autism Soccer, donde ofrecemos excelentes programas para el desarrollo de los niños y un lugar donde se sentirán a gusto y felices.

Por qué existen condiciones asociadas al autismo

Existen diversas condiciones que son asociadas al autismo.

Facebook: Autism Soccer

Instagram: Autism Soccer

Twitter: Autism Soccer

15165 NW 77 Ave Suite 1005 Miami Lakes FL 33014

Autismsoccer.org

Major Angel Sponsor

¿Cuál es la causa del autismo?

Si hablamos de autismo no podemos evitar preguntarnos cuál es su origen, y es que existen muchas teorías acerca del origen de esta condición. Algunas tienen mayor credibilidad por la firmeza con la que son planteadas, mientras que otras se quedan en simples suposiciones.

Entre estas teorías, el día de hoy te presentaremos a la que ha tomado más fuerza en el mundo de la ciencia. ¡Continúa leyendo y entérate!

Autismo infantil, ¿su origen es genético?

Una de las teorías que ha conseguido mayor credibilidad ha sido la del origen genético del autismo. Aunque no esté probada, se dice que es la única que consigue explicar el origen de la condición desde cero en la etapa prenatal. Dentro de esta teoría existe una hipótesis que describe el origen del autismo como parte de una consecuencia de los estímulos medioambientales.

Se dice que los elementos químicos a los que los padres son expuestos durante el período prenatal pueden tener consecuencias en el hijo. La razón es que los elementos químicos son capaces de alterar la genética de los padres, y estos pueden alterar la calidad genética de los hijos y ser transmitidos por herencia. En este sentido, podemos decir que el autismo sí tiene un origen genético, y que existe la predisposición al autismo según los factores medioambientales del espacio geográfico que se habita.

¿Existen estudios sobre esta versión?

Sí. De hecho ha sido una de las más estudiadas por su potencial. Estudiantes de la Universidad de California y de varios institutos que hacen parte del estudio de esta condición realizaron pruebas al tejido cerebral de un sujeto con autismo, con la intención de hallar diferencias o alteraciones con el tejido cerebral de un sujeto neurotípico.

El estudio se centró específicamente en el área de la corteza prefrontal porque es una de las primeras áreas en desarrollarse. Se compone de seis capas de tejido que se van formando durante el desarrollo del niño en el vientre; durante el desarrollo, la capa cortical adquiere su propia identidad celular que, en conjunto con el resto de las células, se encargará de la conectividad cerebral y, por ende, del procesamiento de la información externa.

El córtex se desarrolla en el útero, es por eso que se puede afirmar después del estudio que el autismo tiene como origen el período prenatal.

Con los avances del estudio, y conociendo que cada patrón genético es distinto, se pudo visualizar que existen características comunes claves que no fueron encontradas en las muestras del tejido de los niños con autismo. Fue en este punto donde se encontró la mayor cantidad de diferencias entre los niños con autismo y los niños neurotípicos. Esto llevó a los investigadores a estudiar muestras post mortem de tejido cerebral de 22 niños entre dos y 15 años de edad.

De la muestra total, 11 niños fueron diagnosticados con autismo en vida; en las muestras se detectó que algunas áreas mostraban un desarrollo interrumpido y diseminado por las capas externas del cerebro. Después de esto se fortaleció la teoría de que en el período prenatal se producen alteraciones en el desarrollo de los niños, muchas de ellas vinculadas a la zona frontal y temporal del cerebro.

Esta es quizás la teoría mejor respaldada sobre el origen de la condición que nos hace crear estos artículos y que le da vida a nuestra fundación. En Autism Soccer seguiremos trabajando para contarte todo lo que necesitas saber sobre el autismo en jóvenes y adultos. ¡Síguenos en nuestras redes sociales!

A pesar de existir diversas teorías acerca del origen de esta condición, ninguna ha sido probada.


Facebook: Autism Soccer

Instagram: Autism Soccer

Twitter: Autism Soccer

15165 NW 77 Ave Suite 1005 Miami Lakes FL 33014

Autismsoccer.org

Major Angel Sponsor